sábado, 6 de marzo de 2010

Libre...

Les cuento, escribo tarde porque recién llego a casa. Nos juntamos a jugar un rato al poker :). Gane, ovbiamente, mal en el amor, bien en el juego. Es ley. Ayer 1700 hs, quede en juntarme con un compañero para hacer un trabajo. Efectivamente fui, me hacia falta salir un rato porque no me estaba sintiendo bien encerrado en casa, además tenia que pagar la facu, asi que si o si salia. Llego, y como de costumbre habia una cola larguisima para pagar. En teoría, me deberia haber puesto de muy mal humor, pero no. Me calalcé los auriculares a los oidos, puse play a la musica nueva que habia cargado en el cel, porque la que venia escuchando me traia malos recuerdos, asi que dije: es hora de algo nuevo. Me cambió totalmente el ánimo. Que lindo cuando lo unico que escuchas es la musica y el ruido de ambiente se apaga totalmente (como en esa publicidad de los rep. de .mp3 de sony que salia hace unos años , con el tipo encerrado en una burbuja). Para hacerla corta, llegue a lo de mi compañero y trabajamos un rato, despues, merienda rica y luego emprendi el viaje a casa. Lo normal hubiera sido hacer dos cuadras y tomarme el colectivo, bondi, bus, cole, o como ustedes quieran llamarle. No se que me paso, bah, en realidad si, no queria que mi regreso fuera tan rapido. No queria caer en la tristeza de nuevo, de estar solo frente a la compu pensando cagadas que me hacen mal. Asi que simplemente camine. Camine y camine escuchando los mismos temas que estaba esuchando mientras esperaba a pagar. Uno de ellos es este que les dejo mas abajo. Me levantó muchisimo. Mientras caminaba, simplemente me dedique a disfrutar de la musica y de observar todo lo que sucedia a mi alrededor como si fuese un espectador en un cine. ni siquiera me canse, fueron como 25 cuadras, que no estoy acostumbrado a caminar, lo que me sorprendio.

No hay comentarios: